7 juegos refrescantes para la piscina o la playa

7 juegos refrescantes para la piscina o la playa

En verano disfrutamos de más tiempo libre y los días son más largos, así que disponemos de un montón de tiempo para jugar y divertirnos.

Para que no te aburras ni un solo minuto te proponemos 7 juegos refrescantes ideales para el verano ya sea en la playa, en la piscina, en el patio de tu casa o en cualquier otro lugar al aire libre.

 

  • Juegos tradicionales como la rayuela: Enseñar juegos de toda la vida a los peques es una idea fantástica. Así, tendréis la oportunidad de explicarles cómo jugabais cuando teníais su edad. Solo necesitaréis una tiza (si vais a jugar sobre asfalto) o una vara (para las marcas en la arena) y muchas granas de pasarlo bien. Además, con este juego se desarrolla la coordinación y el equilibrio, y supone una ayuda para el aprendizaje de los números. Por si no recuerdas cómo se jugaba a la rayuela te dejamos este artículo en el que lo explican paso a paso.

 

  • Carreras de obstáculos: Construid un auténtico circuito de obstáculos en el que hay que saltar, subir, bajar, reptar, entrar por el aro, lanzar anillas y colarlas en los conos…. Necesitaréis un poco de imaginación y algunos elementos ―que pueden ser reciclados o de fabricación casera― como conos, aros (como los de hula hoop y otros más pequeños), redes o cuerdas. Alguien tendrá que hacer de árbitro en este trepidante juego de competición y acción.

 

 

  • Pompas de jabón: Las pompas se han convertido en los últimos tiempos en un pasatiempo muy divertido, sobre todo para los más pequeños. Formar pompas que duren y vuelen, intentar formarlas muy grandes o jugar a explotarlas arranca sonrisas en cualquier niño o niña. En este vídeo enseñan a hacer un pompero casero, así además de divertiros jugando, lo haréis también fabricando vuestro propio juguete.

 

  • Coreografía: Coged vuestra canción favorita del verano e inventad una coreografía convirtiéndoos auténticos bailarines. Seguro que pasaréis unos buenos ratos de risas y complicidad tratando de memorizar los pasos. Es un fantástico ejercicio para el cuerpo y además se trabaja la coordinación. Escuchar música tiene también un montón de efectos beneficiosos para nuestro cerebro. ¡Todos a bailar!

 

  • Pintar un mural: Pero no un mural cualquiera, podéis crear una obra artística de lo más original mezclando agua con colorante alimenticio y pintado con un pulverizador en spray. También podéis utilizar pinturas de manos y dedos para poder pintar directamente con vuestro propio cuerpo. Podéis mezclar la pintura con arena ―si estáis en la playa― y añadir textura a vuestro dibujo. Coged varias cartulinas y después unidlas para formar un mural más grande. Será muy estimulante y daréis rienda suelta a vuestra creatividad. Os recordamos todas las habilidades que los niños y niñas desarrollan mediante la pintura.

 

  • Pescar tazas: Este juego desarrolla la habilidad y la paciencia. En una piscina, piscina hinchable o cualquier otro recipiente grande de agua, pon unas cuantas tazas de plástico. Este material hace que floten y, como tienen asa, podréis pescarlas con unas cañas que podréis construir con unas perchas viejas. ¡El que más tazas pesque será el ganador!

 

  • Juegos de agua con Gardena: Para soportar las altas temperaturas de la forma más agradable posible no hay nada mejor que los juegos de agua. Gardena Flor Aspersor no solo sirve como riego automático, sino que podréis jugar a mojaros gracias a su salida de agua en forma de rocío. Estaréis bien fresquitos y súper entretenidos jugando con esta flor tan especial.

 

Si quieres algunas ideas más, recuerda que tienes este post en el que te proponíamos 10 juegos para divertirse en la playa: https://www.fabricajuguetes.com/blog/10-juegos-divertirse-la-playa/ o estos 5 juegos al aire libre: https://www.fabricajuguetes.com/blog/verano-lo-grande-5-juegos-al-aire-libre/

 

¡Feliz verano!

Deja una respuesta